Coches

Ford Escort, el ciudadano del mundo

Ford_Escort_1976

Hoy vamos a hablar de un coche que tiene mucha historia. Ha pasado por mil versiones, y mil mercados. Me refiero al Ford Escort, un clásico de nuestras carreteras, que suele verse en color rojo, con un alerón enorme, y conducido por un psicópata (yo mismo tuve uno).

Un coche con historia donde los haya

La primera vez que Ford utilizó la denominación Escort fue en la década de 1.950, y no se trataba del nombre del modelo, sino de una denominación para la versión familiar del Ford Prefect, aún quedaban unos añitos para que el modelo apareciese.

El Escort tal y como lo conocemos empezó a fabricarse en 1.968, y su comercialización acabó en el año 2.000, cuando fue sustituido por el nuevo segmento C de Ford: el Focus, que ya nos va sonando más, aunque sea de oídas.

Por otra parte, en Estados Unidos Ford no tenía ningún coche de este segmento lo suficientemente moderno, así que se cargó al Ford Pinto (descanse en paz) y comenzó a comercializar una especie de Ford Escort allá por el 1.981, 12 años después que en Europa. Este fue el primer Ford de tracción delantera que se comercializó en EE.UU., todo un honor.

Lógicamente el Escort americano se parecía al Escort que se estaba comercializando en ese momento en Europa, que ya era el 3. Aunque posteriormente se le hizo una actualización para hacerlo más japonés (por aquel entonces Ford poseía parte de Mazda), y después una segunda actualización para hacerlo menos viejo. El motor más gordo que se comercializó allí fue un 1.6 de 120 hp, que teniendo en cuenta que los coches de la época tenían el peso de una mesa de Ikea, tenía que hacer que ese coche empujase como un ariete.

Y aún hay más, aparte de la versión americana del norte, estaba la versión americana del sur. En 1.986 Ford y Volkswagen llegaron a un acuerdo y crearon Autolatina, que fabricó en brasil y argentina algunos Ford Escort con motores Audi A-1000.

O sea, que “Escort” fue el nombre de una versión de un coche, el nombre de un coche que se fabricó en Europa entre el 1.968 y el 2.000, el nombre de un coche que se fabricó en EE.UU. entre 1.981 y el nombre de un coche que mezcló a Ford y a Volkswagen en Brasil y Argentina.

¿Te parece poco? Pues aún hay más.

Ford_Escort_RS_Cosworth
No puede ser más macarra

En 2.013 Ford presentó en el salón de Shangai un nuevo Ford Escort, sólo para el mercado chino, que poco tenía que ver con lo anterior. Pero bueno, hace pensar que aún oiremos su nombre de vez en cuando.

El cementerio Cosworth

Más abajo aparecen las distintas versiones del Escort. De momento debes saber que la que mola, la que tienes que alabar si eres un quemado, es el Ford Escort Cosworth. Y ahora que ya lo sabes, te voy a enseñar una galería sacada de Totalcar en la que verás mogollón de Ford Escort y Ford Sierra Cosworth abandonados en la finca de un particular en Suecia.

Una lagrimita debería pedalear por tu mejilla después de ver esto.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

¿Qué teníamos en Europa?

Bueno, pues en Europa tuvimos 6 generaciones distintas del Escort, cada una con sus peculiaridades.

Primera generación (1.970)

Sale el nuevo Ford Escort al mercado, con varias motorizaciones, incluyendo una versión Rally Sport (o como lo llama Ford RS) de 1.600 cc que daba 120 hp de calle y 160 en la versión de competición.
Este coche ganó el WRC, pero curiosamente lo hizo con el motor x-Flow (el malo), porque el motor de competición tendía a dejar a los pilotos tirados y acordándose de la familia Ford.

Segunda generación (1.970)

Prácticamente es una modificación sólo estética.

Tercera generación (1.980)

¡Primer Escort con tracción delantera! Hasta esta generación el Escort era una máquina de generar tornados a base de sobrevirajes inhumanos.

Aparece también una versión de 4 puertas, llamada Orion, que posteriormente sería un modelo diferente al Escort (aunque estéticamente eran lo mismo).

Algunas versiones de esta generación se fabricaban en Almusafes.

Existía la opción de montar una caja de cambios automática de 3 marchas. Estaba a la vanguardia de la técnica.

Cuarta generación (1.986)

Monta los mismos motores que la anterior, pero aparece una novedad técnica, el ABL. Un sistema antibloqueo de frenos que si nos lo vendieran hoy, mandaríamos poco cerca al comercial, pero que en aquel entonces situaba al Escort en la vanguardia.

Se vendía con motores Audio A1000

Quinta generación (1.990)

Este tenía una mejor aerodinámica y montaba los nuevos motores Zetec 1.6 y 1.8; y lo más importante: fue la base de uno de los coches que debes amar, el Ford Escort Cosworth.

El Ford Escort Cosworth era una bestia fabricada en Inglaterra con motores 2.0 de 16 válvulas con doble árbol de levas en culata y tracción a las cuatro ruedas. La estética es discutible, por ser excesivamente macarra, pero si eres un quemado de los coches, debe estar entre tus favoritos.

Sexta generación (1.995)

Con esta Ford dijo hasta luego al Escort (hasta su reciente reaparición en Shangai) y lo hizo con pocos cambios estéticos, más allá de la nueva calandra ovalada, que le daba una imagen dócil y que personalmente no me convence.

Bonus lap: Ford Escort WRC

Ford_Escort_Group_A
El de Carlos Sainz. Quiero dos, uno para Scalextric y otro para matarme

Como no podía ser menos, hubo una versión del Ford Escort que fue una auténtica barbaridad y se utilizó para el Campeonato Mundial de Rally, pero para el Grupo A, el de los bestias.

Carlos Sainz consiguió ponerlo en primera posición en el Rally Acrópolis y en el Rally de Indonesia.

¿A que ahora entiendes por qué digo que el Escort es un ciudadano del mundo?

3 comentarios en “Ford Escort, el ciudadano del mundo

  1. No hay que olvidar que en sus últimas generaciones en Europa contó con diversas variantes; desde el escort nómade (familiar), al coupé de tres puertas o el singular cabrio. Si hubiese seguido existiendo, no es de extrañar que hoy en día acabase teniendo una variante suv, como el mismísimo fiesta…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *